24.9 C
Santiago
lunes, noviembre 28, 2022
spot_img

Cómo decir adiós a los hijos que nunca tuve…

De la serie «Ceremonias de Sanación»

«Me cuesta tanto decir adiós. Pienso que nunca voy a ver de nuevo a la persona. Por otra parte, siempre se puede llamar o enviar un e-mail, por lo que decir adiós no debería ser tan difícil.
¿Qué hay en situaciones donde la persona realmente nunca existió? Ellos existieron sólo en mis visiones de lo que yo quería para mí, pero no en carne y hueso. Nunca nos hablamos ni nos tocamos en la vida.

Pero en mis sueños sí lo hicimos. En mis sueños, fue tan real. Los sostuve y los acuné. ¡Ellos eran tan tiernos! Algunos tenían cabello rizado, otros lo tenían liso, unos eran rubios, otros tenían el pelo color castaño. Ellos sonreían y se arrullaban… e incluso me permití soñar con sus matrimonios. Aprendieron a caminar. Estos niños de mis sueños trajeron a casa preciosos trabajos de arte de la escuela que colgué en el refrigerador. En algunos sueños, había mellizos – ¡por supuesto un varón y una niña! Así es que celebramos… ¡Guau – la gente que venía!
Estos niños existieron – parecían tan reales. Hasta que me despertaba y me daba cuenta que era un sueño. Fue un sueño recurrente por 25 años, de una forma u otra. Las particularidades podían cambiar, pero la trama básica de la historia permanecía igual: yo quedaba embarazada, pasaba por el parto, me entregaban un niño sano, y participaba en las consiguientes celebraciones.
Pero esto nunca sucedió. No quiero separarme del potencial que puede crear vida. Me siento forzada, como llenando una maleta con demasiadas cosas y apretándolas hacia adentro. Siento la presión de tener que decir adiós antes de estar preparada. No quiero dejar que los sueños se vayan. 

La última vez que sentí esta presión fue cuando mi abuelo, Z´L, falleció. Yo tan sólo tenía 17 – él nos dejó tan pronto. Yo no tenía opción; tuve que decir adiós en ese temprano día de otoño. Nunca lo volví a ver de nuevo con vida. Yo no estaba preparada – Dios se lo llevó de todos modos. Era el momento para Dios, no para mí.
Es lo mismo con este adiós. Estoy en la línea de tiempo de Dios. En Su infinita sabiduría, Él decidió que es hora de decir adiós a los hijos que nunca tendré. Él tiene un plan para mí, y tener la posibilidad biológica de crear vida no es parte de ese plan. Me está costando mucho aceptar este plan. Lo cuestiono. Lucho con él. Es doloroso vivir esta idea. Estoy triste. Estoy diciendo adiós de la manera más difícil… No voy a poder tener contacto en forma regular. No podré ni siquiera rezar por sus almas porque nunca existieron.

Pero tal vez, sólo tal vez, ellos sí existieron… en vidas previas. Tal vez, en alguna fecha futura cuando Dios revele Su Plan Maestro, voy a conocer a todas esas almas y me voy a dar cuenta que, de alguna forma, yo era capaz de crear vida. O tal vez el Plan Maestro era que yo ayudara a otros a crear vida y voy a encontrarme con esas almas que me van a reconocer como parte de su legado.

En la esperanza, hay vida. Viviendo en la esperanza, yo puedo aprender a decir adiós.»

Inspiración y extracto de texto de Foro del Zócalo del 12 de Mayo de 2009.

Siempre es mas fácil no extrañar lo que no se conoce pero en nuestro caso creo que es mas difícil decir adiós, uno extraña los hijos que nunca tuvo, verlos crecer, emocionarse con su primera palabra, las risas… Tenemos la sensación o creemos que dejando de soñar, diciendo adiós a los potenciales niños, adiós a esa parte de nuestra vida que permite que eso suceda, adiós a los sueños significa que no fuimos lo suficientemente fuertes para continuar luchando, o bien que no somos capaces de lograr algo en la vida.
Asumir que no tendremos hijos o que tendremos que optar por otras vías, significa que SI somos fuertes con la diferencia de que no «nos cegamos» con el ideal de que las cosas se den como nosotras queremos o pensamos.

dolor-en-el-alma

No hay remedios ni técnicas específicas, porque todas somos diferentes. Lo que a una le podría hacer sentido para la otra no lo es. Porque no se trata de que un día específico a una hora definida vamos a dejar de sufrir por que así nos lo propusimos, es un tema de tiempo, y necesitamos vivir todas las etapas del duelo para lograrlo. Pero también necesitamos poner de nuestra parte para que la espera no sea eterna.

Cuesta dejar que las cosas fluyan solas, pero se puede. Es solo cuestión de mirar a nuestro alrededor, y no únicamente mirarnos hacia adentro y sufrir por lo que no hemos logrado físicamente. El dolor pasará y eso nos ayudará a disfrutar el dormir hasta tarde, el viajar, el ir a bailar, el hacer todas esas cosas que con un niño serían mucho más difíciles o derechamente no podríamos hacer….

cerrar-esta-etapa

Las Ceremonias de Cierre o de Sanación son de gran ayuda, pues es un duelo un poco distinto al resto. Y hay variadas formas de cerrar esas etapas con tranquilidad y conformidad y comenzar otras nuevas de todas maneras.

Desde mi corazón las abrazo a todas.
TereD.

——————————————————————————————————–

Mujer Sin Hijos, un aporte a la evolución de la visión femenina.

Este es un proyecto que está vivo y en constante evolución.
Si quieres colaborar o tienes una idea que sume, estaré encantada de escucharla.
Envíame un email a: mi historia@mujersinhijos.com.

 

Related Articles

3 Comentarios

  1. .Es curioso Teresa pero hace poco tiempo con lo de mi divorcio cuando ya había salido del duelo, y estaba un poco mejor, soñé con una niña que traía cargando en mis brazos y que me abrazaba fuerte, tenía como 6 años con el pelo castaño claro, creo lo confundí con una premoniciòn de tener una hija, y al final, al analizarlo me sorprendí pues creo era yo, la niña a la que cargaba, era yo pidiendo protección y atención, es muy fuerte, pero así es, me descuide mucho tiempo, atendiendo a un hombre que para el nada era suficiente, atendiendo las necesidades según yo de mi famila, padres hermanos aunque no me lo pidieran y tratando de quedar bien ycomo dice la canción, con todos menos conmigo, ja, y fue muy impactante y lo es de nuvo ahora que lo estoy escribiendo. Cuantas veces nos olvidamos de nosotras tratando de cumplir un supuesto rol obligatorio en la sociedad, pero hasta donde esto de cumplir empieza a violentar nuestros derechos y sueños… Ahora a esa niña, con muchos trabajos la estoy impulsando para que pueda volar libre y felizmente.

    • Ay Priscilla yo también soñé con bebés. Lo soñé antes de casarme y también creí que era una premonición de un futuro procreador y obviamente hoy sé que era yo naciendo a una nueva vida. Finalmente mis sueños post divorcio fueron más de entregarme la fuerza necesaria para salir adelante en esa etapa y volver a retomarme como ser humano. Es increíble el desgaste de tratar de ser o encajar en algún rol. Es tan recurrente olvidarse de una en nombre del mal entendido «amor». Pero ya ves, siempre podemos recuperarnos física y emocionalmente y re-cuperarnos a nosotras mismas, volver a tenernos y volver a ser. Las ceremonias de cierre son re importantes, en una de ellas apareció el nombre de mi hija y fue una emoción enorme 🙂 <3

  2. yo hace unos 12 años tuve una relación horrible con su familia que me hacia invisible, me costó dejarlo, perdí el derecho de una casa que pague de hipoteca 10 años, y ahora no paro de soñar por capítulos que en esa casa abro la puerta con sentimiento que mi niña que nunca tuve, cómo estará, y la encuentro con sus ojos de mi ex era lo que mas me gustaba, pero con gran parecido a mí, pues llevo soñando capítulos que va avanzando vuelvo varias veces la niña parece real y yo con un sentimiento de culpa horrible, que en los avances de ese sueño en noches seguidas opto por intentar recuperarla no veo manera, es como que decido volver con él pero veo que no solo la diferencia hacia a mi sino que se llevan a mi niña sin mi permiso ni me dicen nada, en la que sale mi furia mi carácter que tuve en su día en dejarlo, y,, le denuncio otra vez porque fui maltratada psicológicamente, en su día me decía que no servía para nada, la cosa que esa niña sigue en mis sueños y yo sigo avanzo en lucha de recuperar una preciosa niña que jamás tuve, cierto que luego tuve una relación super bonita pero él me dejó cuando yo debía dejarlo porque desaparecía a menudo y nunca quiso un compromiso conmigo eso si me rompió el corazón, ahora he vuelto a tener comunicación con ese chico con la segunda relación pero para decirle que jamás le perdonaré el crearme durante 4 años una vida familiar y luego solo fui un entretenimiento, también mi niñez no fue buena, a veces pienso que esa niña tan bonita, amorosa soy yo, otra el miedo que tengo 39 años y estoy sola y que no encontraré pareja mas y de quererla como el anterior menos, y que nunca tendré hijos. Lo curioso es que yo al final he conseguido en mi vida cosas que jamás creí conseguir tras la primera separación horrible y larga, he conseguido hacer una carrera cosa que creí que nunca iba a poder, ahora estoy con un máster en lucha de hacer un TFM donde mostrar el maltrato en las escuelas que dan a los que no son de aquí como yo, estoy estresada de hacerlo bien ansiosa por conseguir al menos que sea buen TFM para publicarlo, pero si es cierto que el miedo y las ansias de ser madre son tremendas, a la vez estoy orgullosa de no haber perdido mi tiempo y conseguido otros sueños que para mi eran inalcanzables, pero ya estoy agotada de sufrir hasta en los sueños de luchar, lo curioso que esa niña va creciendo llevo meses soñando, he vivido todos sus procesos desde que está en mi vientre hasta ahora da un pasó tendrá unos 9 meses, yo en los sueños estoy muy orgullosa, la quiero es tan bonita, es mía, por cierto no soy de las que les gustan los niños, ni nunca me apasionaron, ese sentimiento de querer ser madre lo tuvo desde que conocí a mi segunda pareja, que no funcionó pero sueño que mi niña es del otro que es preciosa, no comprendo mi locura de estos sueños, por favor alguien me puede decir que puedo hacer, estoy con psicólogos unos dicen que soy yo la niña que busca protección otros los nervios, pero debe haber algo más es cierto que me quitarán mis derechos de mi casa que casi pagada por no poder tener una buena abogada la perdí por completo, esa casa es un vacío sufrí maltrato psicológico de toda su familia un desprecio horrible hacia a mí, No entiendo nada, son deseos mezclados con años de sufrimiento al lado de una relación donde yo no valía nada, junto con la relación segunda que se me despertó mi sentido maternal y nunca quiso algo serio conmigo, las metas conseguidas que eran imposibles, y miedo a no encontrar a nadie o que no podre ser madre de una niña semejante, es indescriptible lo amorosa lo linda y como se hace querer¿ Qué hago ? es que acaso soy ya mayor para conocer a alguien? o que tengo que aceptar que nunca seré madre de esa niña que nunca deje que existiera por circunstancias inconcebibles de pensar de tener hijos, ¿ Alguien puede contestarme? por favor

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

REDES SOCIALES

2,490FansMe gusta
1,095SeguidoresSeguir
13SeguidoresSeguir
66suscriptoresSuscribirte
- Advertisement -spot_img

Últimos artículos

Abrir chat